Rusia cierra la puerta a chinos por temor al coronavirus