¿Tendrá la inseguridad un costo político para López Obrador?