A dos años de la Ley de Amnistía, solo 79 personas han sido liberadas y más de 600 están en espera