Reforma eléctrica: la batalla por la opinión pública