Empuje tibio de la inversión en la 4T